COFECE dice que cambios en reglas de importación propuestos por el gobierno afectará la competencia

Las secretarías de Economía y Energía quieren modificar las reglas para importar el combustible

El proyecto de reglamento para la importación de petróleo y gasolinas limitará la competencia en el sector gasolinero, donde Petróleos Mexicanos lleva la delantera, advirtió la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece).

La regulación presentada a principios de mes por las secretarías de Economía (SE) y de Energía (Sener) ante la Comisión Nacional de Mejora Regulatoria para su revisión, establece nuevas reglas para exportar e importar derivados del petróleo.

El anteproyecto señala que la Sener mantendrá la capacidad de decidir a quién da permiso de importar o exportar los combustibles.

El documento propone que los permisos pueden durar de uno a cinco años, con la opción de prorrogarse, siempre que el solicitante cumpla con algunos requisitos, como los litros que planea vender cada mes, mientras dure el permiso, así como acreditar su relación comercial con un mínimo de dos clientes principales, es decir, que las empresas establezcan en sus solicitudes, cuánta gasolina van a vender y a quién.

La disposición pone fin a los permisos actuales de importación, que tiene una vigencia de 20 años y fueron creados en la Reforma Energética aprobada en 2014.

“Atendiendo a la seguridad energética del país, al adecuado suministro de combustibles, y la soberanía energética del país, la Sener debe considerar el balance entre la oferta correspondiente a la producción nacional y las importaciones, y la demanda nacional y las exportaciones; así como el fortalecimiento de los niveles de almacenamiento de petrolíferos e hidrocarburos”, justifica la Secretaría de Economía en el documento presentado ante la Conamer, quien no informó al regulador de la competencia sobre la existencia de la propuesta de reglamento.

La Ley General de Mejora Regulatoria y el Convenio Cofece-Conamer establecen que la oficina que recibe las propuestas de reglamentación está obligada a informar a la Cofece, cuando las iniciativas afecten directamente la competencia económica.

En un comunicado, el órgano antimonopolios solicitó a la Conamer que le informe “sobre todos los Anteproyectos que tengan impacto en la competencia y la libre concurrencia, para el análisis pertinente de los mismos”.

La Cofece señaló que la propuesta de las secretarías federales distorsiona la figura administrativa del permiso, pues lo convierte en un instrumento de control político para la balanza energética, es decir, la importación y exportación de productos como gasolina, petróleo y gas; fomentar el cumplimiento de obligaciones fiscales y aduaneras, así como evitar fraudes y contrabando.

Añadió que de aprobarse el anteproyecto en los términos propuestos, dificultaría “seriamente” la competencia y libre concurrencia en la venta de gasolina al consumidor final, dado que podría complicar y encarecer la obtención de permisos para importar el combustible.

Lo anterior, dijo, afectaría la posibilidad de los consumidores de acceder a más opciones y a mejores precios.

Añadió que al reducir la vigencia de los permisos disminuyen los incentivos para que el sector privado invierta en infraestructura de transporte y almacenamiento de combustibles, con lo que se reafirma la posición dominante que tiene Pemex en la venta de gasolina.

El regulador agregó que el anteproyecto otorga sin justificación una amplia discrecionalidad a la Secretaría de Energía para limitar los volúmenes de importación y exportación de petrolíferos y le permite negar permisos sin necesidad de justificar su decisión a quienes pidieron el permiso.

“Dado que Pemex únicamente enfrenta competencia en la comercialización de gasolinas mediante las importaciones, es necesario que la regulación no dificulte la obtención de permisos, y que la Sener garantice su otorgamiento expedito y no discriminatorio”, indicó el regulador de la competencia.

La propuesta se suma a la política de la administración de Andrés Manuel López Obrador para fortalecer a las empresas productivas del Estado.

La administración actual ha emitido una serie de apoyos fiscales a la petrolera, además de impulsar cambios normativos en beneficio de la seguridad energética nacional.

Sin embargo, para la Cofece la nueva propuesta de legislación establece requisitos “poco claros” y caros para solicitar permisos, además de que da a la Sener la capacidad revocarlos sin justificarse.









Información vía: El Sol de México

EN EL BIEN FINCAMOS EL SABER

Universidad Autónoma de Coahuila

Comparte esta noticia:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter