H&M tendrá que pagar 35 millones de euros de multa por grabar y espiar a sus empleados

La cadena de tiendas de ropa H&M deberá pagar una multa de 35.3 millones de euros (41 millones de dólares) por espiar a sus empleados en Alemania, informó el jueves un ente regulador.

La Comisión de Protección de Datos de Hamburgo indicó que la empresa sueca recabó información privada de empleados en un centro de atención al cliente en Nuremberg, “desde detalles relativamente inocuos a temas familiares y de creencia religiosa”.

Los datos fueron reunidos en un archivo al que tenían acceso unos 50 gerentes y que “fue usado, entre otras cosas, para tener un perfil detallado de cada empleado para la toma de decisiones relativas a su empleo”, añadió la comisión en un comunicado.

El comisionado Johannes Caspar afirmó que “la combinación de la recaudación de datos privados y la grabación de sus actividades resultó en una violación particularmente grave de los derechos civiles de estos empleados”.

El espionaje fue detectado a raíz de un breve incidente durante el cual la información estuvo accesible para todo el personal, lo que desembocó en artículos en la prensa sobre lo sucedido.

H&M aseguró en un comunicado que lo ocurrido en Nuremberg no corresponde a su normativa pero que igual asume la plena responsabilidad y se ha disculpado inequívocamente ante los empleados. Añadió que examinará el tema de la multa exigida.

Casper aplaudió la decisión de H&M de compensar a los trabajadores afectados y su promesa de tomar medidas para evitar que ello vuelva a ocurrir, pues “demuestra la intención de la compañía de mostrar respeto y aprecio a los empleados”.

Comparte esta noticia:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter